Así es como afecta la basura espacial

70 views

El Tesla Roadster enviado al espacio acabará muy posiblemente hecho pedazos; o, en su defecto, sufrirá daños considerables y emitirá nuevos escombros, tanto por la radiación solar como por potenciales colisiones con micrometeoritos.

El dilema de la basura espacial es algo que vemos muy lejano, como hace muchos décadas veíamos a la basura de los océanos con el razonamiento de que son muy enormes y es inútil que algún día la notemos (en efecto, ya la estamos notando desde hace varios años). En cuanto a la basura espacial, es un dilema nueva (se comenzó a ‘contaminar’ el espacio hace tan solo unos 60 años, aproximadamente), sin embargo ello no implica que no podamos sufrir las consecuencias pronto, si es que no las estamos sufriendo ya.

No todos los objetos que se envían al espacio vuelven a la Tierra (diariamente, de hecho, solo que caen en el mar, a no ser que antes se hayan desintegrado en su descenso), sino que algunos se permanecen allí para siempre o por décadas, girando alrededor de vuestro planeta. De hecho, varios satélites, cuando dejan de ser útiles, no re-entran en la Tierra, sino que siguen orbitando por mucho tiempo (y se han dado casos de colisiones a causa de esto).

Las agencias espaciales que más basura espacial hacen son el CIS (una organización supranacional compuesta por diez de las quince exrepúblicas soviéticas), posteriormente la NASA (Estados Unidos) y la CNSA (China); en último lugar, la ESA (la Agencia Espacial Europea).

Basura espacial: desde motas de pintura hasta trozos de satélites

Por un lado, tenemos desde pequeños objetos, como motas de pintura o pequeños trozos de metal desprendidos de naves espaciales, pese a que también está el caso de los enormes residuos provenientes de satélites que ya no están en funcionamiento, sin embargo que siguen orbitando vuestro planeta. No obstante, normalmente la basura espacial suele ser de más o menos 1 centímetro, y su fuente más común es la explosión de objetos que orbitan la Tierra, como fases superiores de cohetes.

Esta basura puede generar impactos espaciales a velocidades de hasta diez o 15 kilómetros por segundo (de 36 000 a 54 000 kilómetros por hora). Esto implicaría efectuar la distancia en línea recta dentro de 2 puntos de España (1079 kilómetros, desde Gerona hasta Huelva) en un periodo de 72 o 107 segundos o la distancia más larga en línea recta dentro de 2 puntos del planeta (13 518 kilómetros, desde el oeste de África hasta el Mar de China Oriental) en 901 o 1352 segundos (15 minutos o 22,5 minutos, respectivamente).

La basura recientemente no está descontrolada, sino que se descubre y analiza mediante radares, que los organiza mediante tamaños (es apto de descubrir objetos desde los cinco centímetros hasta un metro) y ultimamente se clasifican en diferentes tipos de amenazas. A fecha de 2010, había en torno a unos 13 000 objetos de unos diez centímetros de diámetro.

Y no solo se estudia si podría colisionar con un satélite, sino que además se estudia la oportunidad de choque con la Tierra y dónde tendría lugar la colisión. Pero no todos los objetos, desechos o basura son rastreables, y estos (los que no se pueden rastrear) son exactamente los más peligrosos.

Impactos a doce km/s

Recientemente se ha realizado una prueba con una pieza de lo que podría suceder por basura espacial de unos 15 gramos. No es un caso real, sino un ensayo de laboratorio realizado con un cañón de gas ligero con el que se lanzó la pieza a un bloque de aluminio sólido produciendo un choque a una rapidez de unos 15 kilómetros por segundo, velocidades que se pueden lograr y superar fácilmente en una colisión espacial.

Los resultados, muy previsibles a la vez que ilustrativos: la pequeña pieza consiguió dejar una enorme marca en el bloque de aluminio macizo, como vemos en la imagen.

Se calcula que en total puede haber más de 500 000 pequeños objetos (considerados como basura) del tamaño de un boliche o más grande, que orbitan la Tierra. De ellos, 20 000 son más enormes que una pelota de béisbol. Y recordemos que exclusivamente basta un pequeño trozo de pintura para dañar un satélite o una nave (la NASA afirma que ya han tenido que convertir algunas ventanas [se presupone que en la Estación Espacial Internacional] dañadas por pequeños trozos de pintura).

Colisiones por basura espacial, ¿realmente ocurre?

¿Cuáles son algunos de los accidentes más graves provocados por escombros espaciales? Ha habido varios accidentes muy conocidos, como por ejemplo el de un satélite militar espía francés (encargado de captar ondas de radio), el Cerise, que en agosto de 1996 chocó con los restos del cohete Ariane 1 (de la ESA) que llevaban vagando por el espacio durante diez años, viajando a 50 000 kilómetros por hora.

Recreación de choque entre Cerise y los restos del cohete Ariane 1

La colisión entre el Cerise y el Ariane 1 tuvo lugar a más de 700 kilómetros de la Tierra

Este choque fue considerado como la 1ª colisión accidental entre 2 cuerpos artificiales en el espacio (¡y además el causante se dio a la fuga!). Los daños fueron considerablemente graves: se desprendió de la nave una porción de unos casi cinco metros del mástil de estabilización por gradiente de gravedad.

El próximo más mediático ocurrió en febrero de 2009, cuando un satélite ruso (el Kosmos-2252) colisionó y destruyó un satélite comercial estadounidense (el Iridium 33). Ambos se destruyeron por completo en el choque, pese a que únicamente el Iridium estaba en funcionamiento (el Kosmos era uno de los varios satélites que están en desuso sin embargo que siguen orbitando). Se generaron más de 2000 piezas (rastreables).

Por último, y pese a que en este caso no fue accidental, en el 2007 China usó un misil para destruir un satélite meteorológico en desuso, lo que provocó que se crearan otros 3000 desechos espaciales.

Evitar colisiones, ¿posible?

Las colisiones se pueden eludir en la medida de lo posible, pese a que como vemos, no siempre es posible. De hecho, siempre que hay un alto porcentaje de oportunidad de que se produzca una colisión, se elaboran maniobras para evitarlo.

Siempre que la probabilidad de colisión sea mayor de 1 en 100 000, se llevará a cabo una maniobra para evitarlo siempre y cuando no tenga ningún choque considerable en los objetos de la misión. Siempre que esta oportunidad sea de 1 en diez 000, se realizará cuando no ponga en peligro a la tripulación de la nave. Normalmente se puede actuar con escasas horas de antelación, sin embargo en el caso de la ISS, por ejemplo, se exigen del orden de 30 horas.

La entrada Así es como perjudica la basura espacial muestra 1° en Omicrono.


Omicrono



Agradecemos a la fuente original por la información que nos ayudo a crear este articulo.

También puedes revisar estas noticias relacionadas.

Tags: #¿Cómo #afecta #así #basura #espacial

Deja un comentario

Author: 
    author